Una cosecha abundante en gracia

Actualizado: 30 oct 2021

Estamos en los comienzos de otoño, y tradicionalmente se celebra en estas tierras la fiesta de la cosecha. Justamente, desde la Asociación Católicos Hispanohablantes en Alemania e.V, tenemos una hermosa canasta llena de las gracias con las que, en este último tiempo de retiros de verano, Dios nos ha bendecido, y queremos compartirla con todos ustedes.


Con mucha alegría, pudimos organizar dos retiros presenciales en la localidad de Weiskirchen, cerca de Frankfurt, en una casa que pertenece a los padres diocesanos de Schoenstatt. El primer retiro, a fines de Agosto, estuvo centrado en la figura del Espíritu Santo y su gracia, y fue guiado por hermanos de la comunidad maría mediadora y asistidos espiritualmente por el padre ferrán de Wiesbaden.


Allí participaron hermanos que sólo se conocían virtualmente y que empezaron a reunirse a rezar, luego de descubrir que querían profundizar su experiencia de fe en un evento virtual, organizado por Católicos Hispanohablantes en Alemania, en adviento del año pasado. El sol del verano brillaba así, trayendo la alegría de poderse encontrar luego de tanto tiempo de virtualidad por la pandemia.



El otro retiro, tuvo la novedad de ser un retiro de tipo familiar, y estaba orientado a reflexionar sobre nuestro camino de peregrinos en busca de la resurrección. En esos días, se ofrecieron actividades para niños, adolescentes y para adultos.


En total, cerca de 40 personas, pudieron dedicar el fin de semana a seguir las huellas de Jesús. Con la presencia de Padre Oscar de Hamburgo y Padre Ferran, Delegado Nacional, se pudieron recoger muchos testimonios, fruto del paso de Jesús en nuestra vida en esos días.




Otra hermosa cosecha de la que queremos dar gracias a Dios, son los frutos del Retiro y peregrinación para jóvenes de la región Rhein-Main. Los 27 peregrinos caminaron con alegría los 30 kilómetros que hay desde Mainz, hasta la Abadía de Santa Hildegard en Rüdesheim. Tuvieron también la oportunidad de recibir formación y pasar la noche en Marienthal, una abadía franciscana, donde los frailes viven de la Providencia en un entorno maravilloso que una vez más fue una completa bendición para todos los participantes.

Este evento se realizó en colaboración con la Pastoral de jóvenes de toda Alemania. Y fue el primero de cuatro retiros que se harán pronto en otras zonas de Alemania.





Damos gracias a Dios por su Amor y fidelidad. Gracias también a cada uno de los que colaboraron y fueron parte importante de toda esta gracia, ya que sin su presencia no existiría nuestra humilde asociación que solo busca ser mediadora de la gracia de Dios. Hemos sido testigos de Jesus caminando entre nosotros y de las maravillas de Dios.

¡Queremos seguir trabajando juntos y en fraternidad y los invitamos a sumarse para cada día servir mejor al Señor!

100 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo